Skip navigation

Tag Archives: narcomensajes

Grupos armados ejecutaron a nueve hombres, dos de ellos agentes de la Policía Ministerial, en las últimas horas en esta frontera en hechos diferentes. Dos de las víctimas fueron decapitadas.

Uno de los ejecutados, identificado como Diego García Velasco, se encontraba en el cine de una céntrica plaza comercial donde varios hombres lo acribillaron. Peritos de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) encontraron ocho casquillos de dos calibres diferentes.

Dos sujetos decapitados fueron localizados en dos tambos que se hallaban en una calle de la delegación Mesa de Otay. Sus cabezas estaban sobre los contenedores, totalmente descubiertas, y entre los dos tambos había un letrero de advertencia dirigido a seguidores de la familia Arellano Félix.

En otro punto de la ciudad, en el fraccionamiento Mariano Matamoros ubicado al este de la ciudad, transeúntes reportaron el hallazgo de otros cuatro cuerpos, todos con disparos de arma de alto poder.

Más tarde, el agente ministerial Marco Cárdenas Carrasco murió acribillado a balazos por un grupo de hombres armados que lo persiguieron por varias calles de la delegación La Mesa cuando se dirigía a sus labores.

En la delegación La Presa, otro grupo de hombres disparó contra el jefe de Grupo de la Policía Ministerial en el fraccionamiento Mariano Matamoros.

Cabe mencionar que la tarde y noche del martes, otros dos agentes policíacos fueron atacados por comandos armados, pero no lograron darles muerte.

Con estos hechos las ejecuciones contabilizadas del 26 de septiembre a la fecha se incrementó a 204. Es el lapso más cruento de que se tiene memoria en esta frontera.

En el año, el número de homicidios creció a 575, según datos de la Procuraduría General de Justicia de Baja California.

Un hombre fue asesinado en el
Estado de México y en un “narco-mensaje” que le dejaron a un lado, los
sicarios afirman que se trata de un pariente del Teo o El tres letras,
Teodoro García Simental, según reportó la prensa nacional.
En Juchitepec Estado de México, el pasado 28 de este mes, fue
encontrado el cadáver de un hombre, de entre 60 y 65 años de edad, tirado
en un tramo de la carretera Xochimilco-Oaxtepec, a la altura del kilómetro
40+900.
La prensa reportó que a un lado del cuerpo, se encontró un mensaje, que
textualmente señalaba: “Para Teodoro García Cimentel por a ver (por
haber) traicionado al cártel de los Arellano Félix, vamos a matar a todos
sus familiares ya matamos a tu primo para que veas que el cártel de los
Arellano Félix de Tijuana no tiene límites Att. Osama Bin Laden Junior”.
Los restos estaban envueltos en una sábana de color rosa y tenía la
cabeza amarrada con cinta de color gris; estaba atado de manos a la
espalda y también con los pies sujetos. Presentaba dos lesiones en el
cráneo y golpes contusos.
Las autoridades no confirmaron todavía que pudiese ser cierta esa
información y que la víctima sea pariente del sicario avecindado en Tijuana.
García Simental se insubordinó dentro del cártel de los Arellano Félix y
ahora le disputa la “plaza” a Fernando Sánchez Arellano.

Dos mantas aparecieron la mañana de hoy en el sur de Veracruz y una más en Boca del Río con un mensaje dirigido al Presidente Felipe Calderón sugiriendo cómo enfrentar a grupos de la delincuencia organizada, informaron fuentes de Seguridad Pública estatal.

Las mantas fueron retiradas antes de las 8:00 horas.

En Coatzacoalcos fue localizado el mensaje en la Avenida Primero de Mayo, en Boca del Río en la zona turística y en Minatitlán sobre la Avenida Justo Sierra en la Colonia Centro.

La leyenda que se pudo leer en todas mantas es la siguiente: “Con todo respeto señor presidente abra bien los ojos, sabemos que usted tiene conocimiento de mandos de la Policía Federal de Gerardo García Luna, quien en el sexenio de Vicente Fox tiene arreglos con el Cártel de Sinaloa y protege al ‘Mayo’ Zambada, Nacho Coronel, los Valencia y al ‘Chapo’ Guzmán. Le pedimos como ciudadanos ponga atención a las siguientes personas que se relacionan con el narcotráfico, estamos 100 por ciento seguros que los Cárdenas Palomino, Gerardo Garay Cadena y Edgar Gallardo. El Ejército y la PGR son dependencias de usted, la PFP ya participó en la detención del ‘Rey Zambada’ y hubo fuga de información. No somos terroristas y nos desligamos del atentado de Morelia y del Consulado en Monterrey”.

En las mantas ningún grupo se atribuyó los mensajes.

El Operativo Conjunto Guerrero decomisó esta madrugada un arsenal de cartuchos para AK-47 y AR-15, ropa tipo militar, pasamontañas y dos narcomensajes durante el cateo de tres casas de seguridad ubicadas en la sierra del municipio.

Fue a través de una llamada anónima que tuvieron conocimiento de que en tres casas de la sierra, ubicadas en las comunidades de La Calera de Santa Lucía y El Cirián, había hombres fuertemente armados.

La llamada provocó que se organizara un operativo mixto integrado por soldados, la policía federal, la estatal, así como la ministerial del estado y se condujeron hacia la comunidad de Coyuquilla Norte para poder incursionar a la sierra.

Al llegar al lugar, se detalló, un grupo de por lo menos 15 sujetos con armas largas se percató de la presencia de los efectivos y lograron darse a la fuga con dirección a la parte alta de la sierra. No hubo disparos ni detenidos.

Al entrar a las viviendas los efectivos encontraron fusil HK calibre.45, un revolver .357 magnum, 6 mil 320 cartuchos para rifles HK-47 y AR-15, 3 cargadores para fusil HK y 2 para pistola; además de 670 gramos de marihuana.

También se aseguraron once pasamontañas, un par de botas, siete camisolas camufladas y cuatro pantalones camuflados tipo militar, tres cinturones color negro y dos maletas para equipaje en el que al parecer iban los 6 mil cartuchos para rifle.

Lo incautado se llevó a las instalaciones del 19 Batallón de Infantería en donde se presentaron dos de los cuatro vehículos hallados en el lugar: un Jetta negro modelo 2002, una camioneta Grand Cherokee Laredo color gris modelo 1993.

En cuanto al equipo de radiocomunicación encontrado se encuentran 10 teléfonos celulares, 21 cargadores para celular, un celular, dos radios de banda civil, una consola para televisión satelital, una micrograbadora, una base para radio Kenwood, tres radios Motorla, otro Kenwood, cuatro antenas para auto y cuatro eliminadores de corriente.

Uno de ellos decía: “Para el nene estas matando gente inocente Roga Alba no tiene nada que ver en esto. No nadamas el esta dolido saca la cuenta de cuentos inocentes as matado y ese es el número de tus enemigos. Esto va en serio si sigues matando inocente voy a subir y te voy a basuquear el Tule este es un ejército que lucha por la injusticia del pueblo. ATTE: ELP. Ejército de Liberación del Pueblo”.

En la otra está escrito: “Esto le seguirá a AFI, Policía Judicial, Policía del estado, federales y preventivos. Estos por que an llegado a entregar mucha gente inocente al cartel de los Beltran leiva, para ser torturados y masacrados cobarde mente y desa parecidos. El pueblo por primera vez en la historia sea levantado en armas. ATTE: Ejercito de la liberación del Pueblo. No somos la verga como dicen ustedes pero hay la llevamos”.

En una paupérrima vecindad con once cuartos vivían más de 22 albañiles que fueron “levantados” por un grupo de hombres armados que se hicieron pasar por policías federales, con siglas de la Agencia Federal de Investigación (AFI), el 9 de septiembre.

Esto ocurrió tres días antes de la aparición en un paraje de La Marquesa de los 24 cuerpos de personas ejecutadas, y con el tiro de gracia.

Autoridades locales revelaron hoy que este operativo, realizado por sicarios que portaban insignias de la AFI en chalecos y camionetas oscuras, fue realizado la madrugada del 9 de septiembre en la colonia El Olivo, a una cuadra de Bosques de las Lomas.

En la calle Jacaranda, el miedo se refleja en la mirada de los habitantes de esta barranca, ubicada junto a la vialidad de Hueyatlaco.

De aquí, más de una veintena de albañiles que alquilaban pequeños cuartos desde hace cuatro años, fueron “levantados” durante la madrugada de ese día.

“Eran como las 4:30 de la mañana cuando a patadas abrieron las puertas y gritando groserías decían que eran policías”.

Autoridades municipales dijeron este lunes que la Procuraduría General de la República (PGR) realizó dos operativos previos al “levantón” en El Olivo, uno de ellos en Tecamachalco y el otro en Bosque de la Herradura, “por lo que pensamos que este último también era un operativo oficial”.

>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>

Hallan tres cadáveres encajuelados en Las Lomas

Los cadáveres de tres personas sin identificar fueron hallados este lunes dentro de una camioneta estacionada en calles de la colonia Bosques de las Lomas, informó la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal (SSPDF).

Los hechos ocurrieron en el cruce de Avenida de los Ahuehuetes y calle Ocote, en la referida colonia de la delegación Cuajimalpa, cuando vecinos del lugar reportaron un aroma desagradable procedente de una camioneta Ford Windstar color plata, matrícula 927-VAM.

Al lugar llegaron primero elementos de la Policía Bancaria e Industrial (PBI) que confirmaron que en la parte trasera del vehículo había tres cuerpos sin vida, al parecer todos ellos hombres con bolsas en la cabeza y acompañados de un mensaje.

Minutos más tarde la zona fue acordonada por agentes judiciales y personal de la Fiscalía Central para la Investigación de Homicidios, quienes tomaron conocimiento de los hechos.

La camioneta fue remolcada a la 26 Agencia Investigadora del Ministerio Público, donde iniciará la averiguación previa correspondiente para determinar la identidad de los occisos y las causas de su muerte.

Hasta el momento, las autoridades presumen que el móvil del triple homicidio sería un ajuste de cuentas ligado al crimen organizado.

Rubén Beltrán León, alias El Charrito, a quien en septiembre pasado, un comando armado rescató del quirófano de un hospital, fue capturado con un arsenal en Sinaloa.
El parque está compuesto por rifles AK-47, pistolas, 12 cargadores abastecidos y 300 balas de diversos calibres.

Elementos de la Agencia Federal de Investigación (AFI) y militares lograron la detención del presunto delincuente, al cual se le imputan ocho asesinatos y otros delitos, entre ellos, las muertes de un agente y un comandante de la Policía Ministerial del Estado.

Al momento de su aprehensión, registrada la noche del martes en esta ciudad, Beltrán León, se encontraba en compañía de Gabino Beltrán Medrano, y ambos se ocultaban en una casa de seguridad, armados con rifles AK-47, pistolas calibre 45 y dotados de 12 cargadores abastecidos y cartuchos útiles para sus armas.

De acuerdo con la averiguación previa CUL/10/2007, abierta por la Procuraduría de Justicia del Estado, el 27 de septiembre pasado, Rubén Beltrán León, recluido en el penal de Culiacán, desde el 2005, sujeto a dos procesos penales, uno de ellos, por su presunta participación en la ejecución de los hermanos Doroteo y Arturo Álvarez Isidro, el primero agente activo de la Policía Ministerial del Estado fue trasladado al hospital civil para una intervención quirúrgica.

Según el reporte que se emitió, el interno sufría de una herida en el abdomen desde el día 7 del mismo mes, producto de un disparo de bala de sal proveniente del arma de un custodio, cuya lesión, no le fue atendida en forma adecuada.

Poco antes de ser intervenido quirúrgicamente, un grupo de 40 hombres armados vestidos de negro, sometió a custodios y a 12 elementos de la Policía Estatal Preventiva que vigilaban en nosocomio, a los cuales despojaron de sus armas, destruyeron sus radios de intercomunicación y lesionaron a tiros a un agente que intento detenerlos.

Un día después, en un camino que conduce al poblado de Tepuche, se localizó dos vehículos usados en el rescate del reo, así como las 24 armas de cargo de los doce policías estatales preventivos.

La tarde del 23 de octubre, el hermano de El Charrito, de nombre Raúl Beltrán León, de 27 años de edad, fue ejecutado a tiros, en el fraccionamiento Fovissste, cuando este conducía una camioneta de lujo, en compañía de su esposa, Estefanía Villa Ruiz, quien resulto herida en una pierna. Entre sus ropas, se le encontró una identificación, con su foto, con el nombre de Raúl Audelo García, residente de Tamazula, Durango.

Dos días después de estos hechos, en el mismo sector, cerca de las instalaciones de la Universidad Católica, el grupo de Reacción de la Policía Ministerial del Estado se topo con un grupo armado, presuntamente encabezado por El Charrito, con los que intercambiaron disparos por espacio de más de 10 minutos.

En la persecución de los delincuentes, el comandante de la unidad policíaca, Luis Rosario Medina resulto muerto y horas más tarde, una pareja fue detenida, al descubrir en su departamento de la colonia Burócratas, los rifles automáticos usados por el grupo armado.

>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>

CULIACÁN, 23 de agosto de 2008.- Un vecino de la colonia Ignacio Allende fue acribillado esta tarde por un grupo de pistoleros que se dio tiempo para dejar un narcomensaje.

El hecho ocurrió aproximadamente a las 16.15 horas en la esquina de las calles Rafael Buelna y Donato Guerra, a dos cuadras del Santuario, en pleno sector Centro.

Quien falleció en el atentado era el trailero Pedro Múñoz Sánchez de 37 años de edad, y tenía su domicilio en la calle José Felipe Valle en la colonia Allende.

Múñoz Sánchez fue sorprendido por los sicarios cuando circulaba a bordo de un Volkswagen tipo Jetta de color blanco y con placas de Sinaloa, siendo en la calle Donato Guerra donde dos vehículos intentaron cerrarle el paso pero aceleró intentando escapar, con la mala fortuna de que chocó contra un carro Chevrolet Aveo blanco del año que portaba placas de Sonora.

Fue en ese momento y circunstancia en que los pistoleros decidieron bajar de sus unidades para acribillar al trailero.

Los asesinos huyeron del lugar mientras que Muñoz Sánchez quedó muerto en el asiento del copiloto a consecuencia de una gran cantidad de balazos que lo alcanzaron.

A partir de ese momento se inició un despliegue policiaco por tierra y aire, pero hasta el cierre de la presente información no se había logrado la captura de nadie.

En el pavimento, cerca de la puerta del carro que conducía la víctima, se encontró un narcomensaje escrito en un pedazo de cartón con tinta roja que decía así: “Ya sabemos que estas remontado culon baja para Culiacán a pelear, no seas culon atte El Chopitas y el LP. Cuidate Ondeado y tu gente también”.

>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>

Asesinan a dos reos
Uno era hermano de ´El Charrito´; hieren a golpes a un custodio

Dos reos federales vinculados con la banda que comandaba Jorge Rubén Beltrán León, “El Charrito”,
fueron ejecutados en el penal de Aguaruto por un grupo contrario de reclusos.
En el ataque resultó herido a golpes un agente de la Policía Estatal Preventiva y se detuvo a uno de los presuntos responsables, quien según las autoridades penitenciarias confesó haber perpetrado el doble asesinato.
Ricardo Serrano Alonso, subsecretario de Prevención y Readaptación Social de la SSPE, confirmó que uno de los muertos se llamaba Francisco Javier León Núñez y/o Francisco Javier Beltrán Núñez y/o Francisco Javier Beltrán León, de 24 años, hermano de “El Charrito”; y Alfonso Reyes Ochoa, de 34.
Ambos sujetos fueron detenidos el pasado 2 de agosto tras enfrentarse a balazos con elementos de una BOMU en la Colonia Vicente Lombardo Toledano, donde resultaron heridos de gravedad.
El agente que resultó con golpes se llama Constantino Acosta, quien se desempeña como custodio del centro penitenciario, el cual fue trasladado a un hospital.
El arrestado y presunto asesino confeso se llama Óscar López López, de 50 años, quien según la Procuraduría General de Justicia del Estado es multihomicida, secuestrador y robacarros.
La información proporcionada por el funcionario estatal establece que el ataque se registró a las 19:00 horas en el área de enfermería, a donde los ahora occisos habían acudido a revisión médica debido a las heridas que sufrieron el día en que fueron detenidos, tras el enfrentamiento con integrantes de la BOMU 1.
Francisco Javier y Alfonso eran vigilados en ese lugar por al menos tres custodios, cuando de pronto llegaron cuatro reos, uno de ellos armado, y tras someter a los celadores de la PEP y herir a uno de ellos a cachazos, descargó contra los lesionados el cargador de una pistola calibre .380, matándolos al instante.
De inmediato se formó un dispositivo de seguridad que terminó con la captura de López López.
El primero de los sicarios asesinado ingresó al penal el 15 de agosto, y el segundo el 7 del mismo mes.
León Núñez y/o Beltrán Núñez tenía tres procesos judiciales por homicidio doloso, portación de arma de fuego, posesión de cartuchos y delitos contra la salud en la modalidad de posesión de mariguana.
Reyes Ochoa tenía dos procesos judiciales en su contra por portación ilegal de arma de fuego, delitos contra la salud y homicidio doloso.
Las autoridades investigan la participación de otros reos en el atentado y deslindar responsabilidades.

>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>

Decapitado, encobijado, amarrado de pies a cabeza con un mecate color naranja y con un “narcomensaje” escrito en la tapadera de una hielera, fue encontrado un desconocido en uno de los andenes de la terminal de camiones foráneos que se localiza en el mercadito Rafael Buelna.
Con éste suman dos los cuerpos que son hallados en una semana en el mismo sitio y con las mismas características.
El hallazgo del cuerpo se realizó a las 5:20 horas, establece la información proporcionada por las autoridades ministeriales, el cual se encontraba envuelto en un cobertor negro con blanco, con la figura de un tigre, con la cabeza recargada en uno de los andenes de la terminal de camiones del mercado en mención, ubicada en calle Benito Juárez, entre callejón Hermenegildo Galeana y Granados, en el Centro.
Sobre el cuerpo estaba la tapadera de una hielera de “hielo seco” color blanco, en la cual estaba escrito un mensaje dirigido contra Jorge Rubén Beltrán León, alias “El Charrito”, en el que se hacía referencia al asesinato de un hermano de éste, cometido la noche del lunes en el penal de Aguaruto, donde también murió uno de sus cómplices.
Personal de la PGJE informó horas más tarde que el sujeto se encontraba desnudo, con la cabeza cercenada, y adentro del bulto.
Hasta el momento se desconoce la identidad de la víctima, y sólo se conoce que una parte del narcomensaje decía: “poco te duró el gusto, Charrito, esto es por lo que le hiciste a mi familia hace unos meses. Atentamente El Ondeado”.
Militares y elementos de las distintas corporaciones policiacas acudieron al sitio del hallazgo y acordonaron el área.
Hasta el momento se desconoce la identidad de la persona hallada sin vida.
El lunes 2 de septiembre fue localizado otro ejecutado en los andenes del mercadito Rafael Buelna.
El cadáver estaba semidesnudo, esposado de los pies y manos, sobre dos lonas; además tenía una víbora muerta en la pierna derecha, así como un “narcomensaje” en contra de los hermanos Beltrán Leyva.
Seis horas más tarde, a dos cuadras del lugar, fue asesinada otra persona en la central de Autotransportes Líneas de Oriente.

A escasos 100 metros de la Casa de Gobierno, en la colonia Guadalupe, y cerca de donde hace cuatro meses se suscitó uno de los primeros enfrentamientos entre gatilleros, un grupo armado arrojó a la orilla de la calle Ruperto L. Paliza los cadáveres de dos jóvenes ejecutados a balazos y envueltos en cobijas.
Según datos de la Policía Ministerial del Estado y la Municipal, junto a los cadáveres, los sicarios dejaron un mensaje contra un sujeto identificado como “Gonzaito Araujo”, al cual amenazan y advierten que una de las víctimas es su hermano, firmado supuestamente por Arturo Beltrán Leyva.
La PME confirmó que uno de los dos occisos es Miguel Emilio Araujo, de 17 años, quien era hijo del extinto Gonzalo “Chalo” Araujo Payán, quien fuera gatillero de Ismael “El Mayo” Zambada, uno de los líderes del cártel de Sinaloa.
Al parecer, el menor fue “levantado” por sujetos armados el lunes 25 de este mes en la colonia Las Quintas, junto con otros cinco muchachos. La segunda víctima fue identificada como Rafael Valenzuela Caro, de 18 años.
Los otros cuatro jóvenes que fueron privados de su libertad y que aún permanecen desaparecidos, son Érick Jaciel Beltrán Tapia, Juan Carlos Loo Lugo, Javier Becerra Beltrán y Quintín Roberto Valdez Ramírez.
Se estableció que el hallazgo de los cadáveres fue reportado por vecinos a las corporaciones policiacas a las 6:19 horas.
Indicaron que sujetos armados que viajaban en una camioneta habían abandonado dos “bultos” a mitad de la avenida Ruperto L. Paliza, frente a una residencia ubicada entre las calles Río Culiacán y Río San Lorenzo, a escasos 100 metros de la Casa de Gobierno.
Después del reporte de los ejecutados, policías acudieron al lugar y a la orilla de la calle localizaron los cuerpos de dos personas envueltas en cobijas y atados con mecates y cinta adhesiva.
Junto a las víctimas, peritos de la Procuraduría General de Justicia del Estado levantaron como evidencia un mensaje escrito en un papel en donde amenazaban a “Gonzaito Araujo” e informaban que uno de los muertos era su hermano.
Personal de periciales trasladó los cadáveres al Servicio Médico Forense; mientras que la Agencia del Ministerio Público especializada en homicidios dolosos inició con las investigaciones.
Cerca del lugar, también se encuentra la casa de seguridad donde el 30 de abril se registró una balacera entre pistoleros de la banda de los Beltrán Leyva y agentes federales y del Ejército, que culminó con la captura de una docena de gatilleros y fue la primera acción violenta que inició con la ola de violencia que ya lleva 4 meses.

LAS VÍCTIMAS

OCCISOS
Miguel Emilio Araujo, de 17 años
Rafael Valenzuela Caro, de 18 años

DESAPARECIDOS
Érick Jaciel Beltrán Tapia
Juan Carlos Loo Lugo
Javier Becerra Beltrán
Quintín Roberto Valdez Ramírez.

Ejecutado a balazos, con una víbora en los pies y con un narcomensaje, fue encontrado un sujeto desconocido, en las inmediaciones del mercado Rafael Buelna, en la zona centro de la ciudad.
El cuerpo del occiso estaba semi desnudo, esposado de pies y manos, sobre dos lonas, una de color amarillo y la otra en color blanco. Además tenía una víbora muerta a la altura de la pierna derecha, junto con un vara verde y un mensaje donde se proferían insultos en contra de los hermanos Beltrán Leyva y Gonzalito Araujo.
El hallazgo del cuerpo fue reportado a las autoridades alrededor de las 2:15 horas de la madrugada, cuando vecinos reportaron la presencia de un bulto, tirado por la calle Benito Juárez, entre Galeana y Vicente Guerrero, a la altura del mercadito Rafael Buelna.
Al acudir elementos de la Policía Municipal al sitio indicado, descubrieron que en uno de los andenes de la terminal de los camiones que vienen de la sierra, se hallaba el cadáver de una persona por lo que solicitaron la presencia del Ministerio Público.
El médico forense dictaminó que la víctima falleció a causa de varios impactos de bala en la cabeza y el cuerpo, aunque en el lugar no se encontraron casquillo de armas de fuego, por lo que se supone que sujeto fue asesinado en otro lugar diferente al del hallazgo.
Los ejecutores dejaron un mensaje en un papel sobre la personas asesinada donde se leían amenazas contra los Beltrán Leyva, y Gonzalito Araujo.
El cuerpo del desconocido fue trasladado al Servicio Médico Forense, para realizarle los estudios correspondientes y donde permanecerá en espera de que sea identificado por sus familiares.

Agentes de la Policía Municipal de Culiacán localizaron el cadáver de una persona, al que -según versiones extraoficiales- ubican como El LP, supuesto gatillero de los hermanos Beltrán Leyva, informó la corporación.
El hallazgo fue en calle Benito Juárez, entre Galeana y Granados, en la céntrica zona conocida como El Mercadito, en esta cabecera municipal. La víctima estaba envuelta en lonas amarillas y blancas, y en una de las piernas había una víbora muerta y un mensaje relacionado con las pugnas entre los carteles del narco:
“Hay te va tu puto mensajero el famoso L.P pakesepas hijo de tu puta madre k yo mato culpables no inocentes ni niños como tu Gonzalito Araujo. Recuerda lo k le isistes a mi familia pendejo x 500 mil dolares k te pagaron el par de omosexuales k son Arturo Beltrán Leyva y su ermana La Mochoma”.
En otra parte del texto, escrito a mano, se da un número de teléfono: “Covardes, corrientes y traicioneros hijos de su pinche madre dence a ver conmigo para k conoskan su padre culones Arturo, Guacho, Chikilin, Gonzalito y para todos los kesten conmigo bola de jotos chinguen a su madre todos ay lesva mi numero 6671628430 markeme culones puro Sinaloa”.

Una cabeza cercenada del cuerpo de un humano fue dejada anoche afuera de la vivienda en este municipio del ex líder de los ganaderos en la entidad, Rogaciano Alva Álvarez y las autoridades desconocen su identidad y la de quienes la dejaron en ese sitio.
La cabeza estaba dentro de una hielera en la que los autores dejaron dos mensajes dirigidos a Alva Álvarez y para Reynaldo Zambada García, quien se presume participó en la masacre cometida el jueves pasado en el municipio de San Luis La Loma.

Según la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Civil (SSPyPC) con residencia en Zihuatanejo, eran alrededor de las 20:00 horas cuando una llamada ciudadana alertó a la Policía Municipal de Petatlán que afuera del domicilio del desaparecido Alva Álvarez había una hielera con una cabeza humana en su interior.

Policías municipales acudieron a la calle 5 de Mayo, a escasas dos cuadras del zócalo de la ciudad y efectivamente se percataron del hallazgo y acordonaron el área inmediatamente.

Posteriormente un convoy de patrullas con efectivos del Operativo Conjunto Guerrero llegó a la vivienda, deshabitada desde hace ya varios días, y ampliaron el rango de seguridad a dos cuadras e impidieron la incursión de cualquier persona.

La cabeza dentro de la hielera estaba envuelta en bolsas de plástico color anaranjado y las características observadas fueron piel blanca, bigote abultado y de nariz aguileña, de 50 años aproximadamente.

Se informó que a un lado de la hielera fue colocada una cartulina con el mensaje: “este mensaje es para Rogaciano Alba Álvarez y para Reynaldo Zambada García, pinches putos no se matan niños ni mujeres, nosotros vamos a matar hombres, compadres les pasara lo mismo a los que les ayuden, atentamente g.”

En otro de los mensajes encontrados en el lugar se leyó: “somos la verga, este mensaje es para Rogaciano Alba Álvarez y para Reynaldo Zambada García, pinches putos no se matan niños ni mujeres, nosotros vamos a matar hombres, compadres les pasara lo mismo a los que les ayuden, atentamente los hombres g.

Ambas cartulinas fuero retiradas inmediatamente del lugar por os efectivos policíacos.

Las autoridades desconocen quien o quienes dejaron la hielera con la cabeza humana afuera de la vivienda de Rogaciano Alva Álvarez a 72 horas de la masacre de cuatro mujeres y la emboscada a policías que dejó dos muertos en San Luis la Loma y en la Loma del Toro, municipio de Zihuatanejo, respectivamente.

Por primera vez en la violencia que vive Durango fueron encontradas dos cabezas de mujeres con mensajes de amenazas, a un costado de la sede de la Procuraduría General de Justicia de Durango.

Con el hallazgo suman ya 14 el número de decapitados que se han registrado en Durango a partir de mayo, que fue cuando inició la aparición de este tipo de sucesos.

Jefes policiacos que declinaron ser identificados confirmaron a Grupo REFORMA el hallazgo de las dos cabezas de mujeres, las cuales presuntamente tenían denuncia por haber desaparecido hace algún tiempo.

Las cabezas fueron localizadas cerca de la Dirección Estatal de Investigación, que se encuentra a un costado de la torre que alberga las oficinas de la Procuraduría General de Justicia de Durango.

Hasta ahora, en Durango no habían sido localizadas cabezas de mujeres, las cuales tenían mensajes de amenazas, presuntamente contra jefes policiacos.