Skip navigation

Tag Archives: Operativo Conjunto Michoacán

Elementos del Ejército capturaron en esta entidad a Alejandro Gómez García, ‘El Rojo’, presunto líder de ‘La Familia Michoacana’ en el municipio de Carácuaro.

La Comandancia de la XXI Zona Militar indicó que al presunto narcotraficante le fue asegurado armamento, dinero en efectivo, droga, documentación diversa y un vehículo.

Señaló que gracias a una denuncia ciudadana, se logró ubicar y detener al presunto narcotraficante, a quien se le aseguró una escopeta calibre 12, un rifle calibre 22, dos pistolas calibres 9 milímetros y 38; 49 cartuchos útiles y cinco cargadores.

Además, tres paquetes con 30 kilogramos de mariguana, una camioneta Nissan Titán; 600 pesos en efectivo y 13 folders con títulos de propiedad y documentación diversa.

En un segundo operativo, en inmediaciones de la comunidad de Santo Domingo, en el municipio de Nocupétaro, fueron asegurados 11 fusiles calibres 7.26, .223 y 5.56 milímetros, así como dos rifles calibre .22, una subametralladora .9 milímetros y una pistola .9 milímetros.

Asimismo, 53 cargadores de diferentes calibres, 765 cartuchos útiles, 10 kilogramos de mariguana, una camioneta Nissan Pick up con reporte de robo en el estado de Querétaro y pantalones, playeras y fornituras negras.

En este segundo operativo no hubo detenidos, mientras lo asegurado fue puesto a disposición de las autoridades correspondientes, quienes se encargarán de continuar con las investigaciones del caso.


Arsenal consistente en 18 fusiles de asalto, 222 pistolas de diferentes calibres, 38 granadas y más de 10 mil tiros, además de droga, indumentaria policial y equipo de radio comunicación, aseguró el Ejército Mexicano en seis cateos simultáneos que realizó en Morelia y Zamora, dentro de la Operación Conjunta Michoacán.

El trabajo, según informes de la 21 Zona Militar, se realizó después de acciones de inteligencia militar emanados de las demandas anónimas ciudadanas en el combate al crimen organizado.

Los elementos castrenses, una vez concluido su trabajo de inteligencia, diseñaron la estrategia para realizar de manera simultánea los cateos, cinco de ellos en Morelia y uno en el municipio de Zamora, donde lograron asegurar el arsenal.

Una de las acciones se realizó en la calle Fray Jacobo Daciano, en la colonia Terrazas del Campestre, en la capital michoacana, donde los militares encontraron una motoneta y diez envoltorios con droga conocida como ‘piedra’.

Otra acción fue en la casa que se ubica en la esquina que forman las calle Caucho y Bambú, en la colonia Jardines del Rincón, donde encontraron y aseguraron 6 fusiles de asalto entre carabinas AR15, AK47 y Galil, además de siete pistolas calibre .38 súper.

En esa misma finca fueron localizadas nueve granadas de fragmentación y dos de gas, junto con 455 tiros de diferentes calibres42 cargadores para diversas armas y uniformes con logotipos de diferentes cuerpos de policía, chalecos antibalas, chalecos tácticos, playeras, fornituras, camisolas azules, gorras, varios pares de botas tipo militar y varios juegos de grilletes tipo ‘esposas’.

También en la casa ubicada en la calle Juan José Escalona, de la colonia Ejidal Ocolusen, encontraron e incautaron tres vehículos, cerca de cuatro kilogramos de marihuana, además de 49 tubos y 30 bolsitas de plástico con la misma droga; 25 pequeños envoltorios con droga denominada ‘piedra’ y uno más con heroína.

Mientras tanto, otro piquete de soldados al mando de oficiales del Ejército, llegaron a la calle Sauce entre las calles Obispo de Acueducto y Fray Antonio San Miguel, en el fraccionamiento Rincón de Ocolusen, donde encontraron 12 fusiles de asalto de diferentes calibres, 12 pistolas de diversos calibres, un aditamento lanza granadas, tres granadas para fusil, siete granadas calibre 40 milímetros, nueve granadas de fragmentación y ocho de humo, junto con 145 cargadores para diversas armas y seis mil 850 cartuchos útiles de diferentes calibres.

En el mismo lugar fueron localizadas dos mira stelescópicas, trece abastecedores para cargadores calibre 2.23, 45 eslabones para ametralladora calibre 50 milímetros, ocho cajas abastecedoras para fusil calibre 2.23, 25 uniformes con logotipos FF MM, 60 uniformes con logotipso de policía federal, diez uniformes azules, dos miras telescópicas, máscaras antigas, fornituras, fajillas, fundas para pistola y cartucheras.

En una finca de la calle Obispo Benefactor, en al colonia Fray Antonio de San Miguel, que también fue cateada por los militares, localizaron dos kilogramos de marihuana, 25 tiros útiles de diferentes calibres y diez uniformes de diferentes cuerpos policiales.
Mientras tanto, en la ciudad de Zamora, los efectivos militares llegaron a una casa de la calle Santa Lucía de la colonia Linda Vista, en el fraccionamiento Monte Olivo.
En ese domicilio aseguraron tres pistolas, tres cargadores adicionales, 113 tiros de diferentes calibres, un chaleco antibalas, un chaleco táctico con la leyenda ’Policía Federal’, un vehículo, dos radios de comunicación, fundas para armas, porta credenciales con escudos de la PFP y de la Secretaría de Seguridad Pública, así como dos básculas de precisión.

Una vez concluidas las intervenciones militares, el arsenal asegurado, junto con la droga vehículos y demás objetos, fueron puestos a disposición del agente del Ministerio Público de la Federación, para que inicie la averiguación previa penal respectiva.


Arsenal consistente en 18 fusiles de asalto, 222 pistolas de diferentes calibres, 38 granadas y más de 10 mil tiros, además de droga, indumentaria policial y equipo de radio comunicación, aseguró el Ejército Mexicano en seis cateos simultáneos que realizó en Morelia y Zamora, dentro de la Operación Conjunta Michoacán.

El trabajo, según informes de la 21 Zona Militar, se realizó después de acciones de inteligencia militar emanados de las demandas anónimas ciudadanas en el combate al crimen organizado.

Los elementos castrenses, una vez concluido su trabajo de inteligencia, diseñaron la estrategia para realizar de manera simultánea los cateos, cinco de ellos en Morelia y uno en el municipio de Zamora, donde lograron asegurar el arsenal.

Una de las acciones se realizó en la calle Fray Jacobo Daciano, en la colonia Terrazas del Campestre, en la capital michoacana, donde los militares encontraron una motoneta y diez envoltorios con droga conocida como ‘piedra’.

Otra acción fue en la casa que se ubica en la esquina que forman las calle Caucho y Bambú, en la colonia Jardines del Rincón, donde encontraron y aseguraron 6 fusiles de asalto entre carabinas AR15, AK47 y Galil, además de siete pistolas calibre .38 súper.

En esa misma finca fueron localizadas nueve granadas de fragmentación y dos de gas, junto con 455 tiros de diferentes calibres42 cargadores para diversas armas y uniformes con logotipos de diferentes cuerpos de policía, chalecos antibalas, chalecos tácticos, playeras, fornituras, camisolas azules, gorras, varios pares de botas tipo militar y varios juegos de grilletes tipo ‘esposas’.

También en la casa ubicada en la calle Juan José Escalona, de la colonia Ejidal Ocolusen, encontraron e incautaron tres vehículos, cerca de cuatro kilogramos de marihuana, además de 49 tubos y 30 bolsitas de plástico con la misma droga; 25 pequeños envoltorios con droga denominada ‘piedra’ y uno más con heroína.

Mientras tanto, otro piquete de soldados al mando de oficiales del Ejército, llegaron a la calle Sauce entre las calles Obispo de Acueducto y Fray Antonio San Miguel, en el fraccionamiento Rincón de Ocolusen, donde encontraron 12 fusiles de asalto de diferentes calibres, 12 pistolas de diversos calibres, un aditamento lanza granadas, tres granadas para fusil, siete granadas calibre 40 milímetros, nueve granadas de fragmentación y ocho de humo, junto con 145 cargadores para diversas armas y seis mil 850 cartuchos útiles de diferentes calibres.

En el mismo lugar fueron localizadas dos mira stelescópicas, trece abastecedores para cargadores calibre 2.23, 45 eslabones para ametralladora calibre 50 milímetros, ocho cajas abastecedoras para fusil calibre 2.23, 25 uniformes con logotipos FF MM, 60 uniformes con logotipso de policía federal, diez uniformes azules, dos miras telescópicas, máscaras antigas, fornituras, fajillas, fundas para pistola y cartucheras.

En una finca de la calle Obispo Benefactor, en al colonia Fray Antonio de San Miguel, que también fue cateada por los militares, localizaron dos kilogramos de marihuana, 25 tiros útiles de diferentes calibres y diez uniformes de diferentes cuerpos policiales.
Mientras tanto, en la ciudad de Zamora, los efectivos militares llegaron a una casa de la calle Santa Lucía de la colonia Linda Vista, en el fraccionamiento Monte Olivo.
En ese domicilio aseguraron tres pistolas, tres cargadores adicionales, 113 tiros de diferentes calibres, un chaleco antibalas, un chaleco táctico con la leyenda ’Policía Federal’, un vehículo, dos radios de comunicación, fundas para armas, porta credenciales con escudos de la PFP y de la Secretaría de Seguridad Pública, así como dos básculas de precisión.

Una vez concluidas las intervenciones militares, el arsenal asegurado, junto con la droga vehículos y demás objetos, fueron puestos a disposición del agente del Ministerio Público de la Federación, para que inicie la averiguación previa penal respectiva.

El gobernador Leonel Godoy Rangel anunció que a partir de este lunes inició la cuarta etapa del Operativo Conjunto Michoacán, con la llegada de más elementos militares y de corporaciones policiacas militares, aunque dijo que por razones de seguridad, no podía revelar cuantos elementos estarían participando esta vez.

El Operativo Conjunto Michoacán dio inició el 11 de diciembre del 2006 con el arribo a la entidad de más de cinco mil soldados y agentes de la Policía Federal Preventiva así como de la Procuraduría General de la República.

El mandatario michoacano indicó que con el arribo de más elementos castrenses y policías federales, se reforzarán las medidas que han emprendido los tres niveles de gobierno en esta entidad, para disminuir hechos relacionados con el secuestro, la extorsión o el “pago de piso” que son algunas de las nuevas modalidades que está ejerciendo el crimen organizado.

En declaraciones a diversos medios de comunicación, Godoy Rangel dijo que la nueva etapa de este operativo, estará enfocada básicamente a medidas de prevención y al combate a la pobreza que son “caldo de cultivo de la delincuencia”.